Elric de Melniboné

Imagen de Patapalo

Reseña del primer volumen de Crónicas de Elric, el emperador albino que publica Edhasa en su colección Pocket

 

No es caer en la exageración decir que Elric de Melniboné es una obra indispensable para los amantes de la literatura fantástica. Su aparición revolucionó el género. En ella hay un cambio de perspectiva radical: ahora el protagonista (considerarlo un "héroe" sería cuestionable) no es quien acaba con el malvado brujo, sino el brujo en sí. Ya en esta primera premisa, el personaje de Elric resulta fascinante: tan débil que necesita drogas para mantenerse con vida, heredero de un imperio inhumano que ha subyugado a los hombres corrientes con la brujería y que es tan decadente que roza lo surrealista, un filósofo inquieto, cínico y elegante...

En esta novela, sin embargo, Moorcock no se contenta con explotar este cambio de esquemas, sino que fuerza la trama para que vaya más allá. Las conspiraciones de la corte, las presiones de los bárbaros que anhelan los tesoros de la ciudad que duerme y los secretos arcanos que se ocultan en los palacios del reino traen una segunda oleada de elementos que ya harían una novela maravillosa, y que apuntalan al carismático protagonista que se nos ha presentado creando un escenario rico y sorprendente. A estos hay que añadirles toda la trama que los va engarzando y que destila tanta originalidad como tensión, y que nos llevará a lugares donde lo exótico da un nuevo significado a esta palabra, porque lo improbable anida en ellos.

Siempre he considerado a Moorcock un autor con una imaginación privilegiada que, además, viene bendecida por una gran capacidad de transmisión. Los escenarios que nos presenta en Elric de Melniboné son inigualables, de lo mejor que le he leído. Todo el universo interdimensional, que ya se presenta en esta novela, es sobresaliente, pero en este volumen, además, se muestra particularmente inspirado. El libro, además, nos trae a unos cuantos personajes que son auténticos mitos de la literatura de género fantástico: dioses del caos, demonios, trágicos renegados... Sorprende la cantidad de elementos fascinantes que se acumulan, y lo bien que encajan entre sí.

La prosa del autor brilla también de un modo especial. Los capítulos se devoran, y hay espacio para la acción y para el lirismo. La habilidad para la épica que se percibe en todo su trabajo brilla con una fuerza inusitada en estas páginas. Si alguien no conoce su trabajo, tiene que empezar por este libro. No es sólo entretenimiento: es literatura.

Elric de Melniboné abre un mundo nuevo. No es sólo su estética, su planteamiento, que rehuye los tópicos del género y consigue sacar un sabor nuevo a algo que debería ser inagotable pero que en ocasiones se revela repetitivo y árido, como es la fantasía. También es su propia ejecución, impecable y sugestiva. Moorcock es uno de los grandes, y esta novela una joya que muestra cuán magistral puede ser una narración de espada y brujería. Más que recomendable, es indispensable.

 

Autor

Michael John Moorcock nació en 1939 en Londres (Inglaterra). Es un prolífico escritor de ciencia ficción y fantasía. También es editor, periodista, crítico, compositor y músico de grupos de rock como Hawkwind. Se le conoce principalmente por la creación del multiuniverso, que postulaba la existencia de dimensiones paralelas en las que todo podría ocurrir y que, en algunas circunstancias, podrían interactuar entre ellas. Este concepto lo explotó especialmente con su personaje “El campeón eterno”, que en realidad está compuesto por múltiples personajes, como si fueran facetas del mismo concepto. Su nuevo enfoque de la literatura fantástica se considera un hito en el género, rompiendo con los cánones basados en la obra de Tolkien.

Entre sus obras se encuentra la saga de Elric de Melniboné, la saga de Corum, la saga de Erekosë, la saga de Dorian Hawkmoon, las crónicas de Cornelius y la saga de la Familia Von Bek. Por varios de sus libros ha cosechado galardones como el Premio Nebula, el World Fantasy, el Fantasy Guardian Fiction o el August Derleth.

 

Sinopsis

Elric de Melniboné, último emperador de la Isla Dragón, se enfrenta a conspiraciones en su propia corte, a los poderes de la brujería y a la presión de los reinos bárbaros, y, sobre todo, a sí mismo.

 

Edición

Elric de Melniboné

Michael Moorcock

Edhasa, 2010

Bolsillo

La edición es francamente agradable. Trae portada de Christos Achilleos e incluye un mapa de los Reinos Jóvenes que puede servir de apoyo a quienes descubran este universo por primera vez.

Imagen de Gandalf
Gandalf
Desconectado
Poblador desde: 27/01/2009
Puntos: 23258

 Ésta es una de mis sagas favoritas de fantasía épica. Me encantaba el protagonista, que se alejaba del típico héroe amable y fuerte al que nos tenían acostumbrados. Casi me dan ganar de leerlo de nuevo.

Hola, me llamo Íñigo Montoya, tú mataste a mi padre, prepárate a morir.

Retrogaming: http://retrogamming.blogspot.com/

 OcioZero · Condiciones de uso