Necromunda

2 posts / 0 nuevo(s)
Ir al último post
Imagen de KonradCurze
KonradCurze
Desconectado
Poblador desde: 12/02/2009
Puntos: 1900

Tras años esperando, finalmente he encontrado un colega con quien recuperar nuestra afición a las peleas callejeras en el submundo. Para reiniciarme al vicio, me he decidido por una banda de los fanáticos de la Redención, la Casa Cawdor.

Ahí va una presentación de mi banda, Los Profetas del Alcantarillado.

Los Profetas del Alcantarillado son una pequeña banda liderada por Elías el Santificador, hijo de una de las ramas nobles más venidas a menos de la Casa Cawdor. La falta de una posición dentro de la jerarquía de la Casa, así como de perspectivas de conseguirla, hizo que desde muy joven Elías aspirase a otras metas: fanático redencionista incluso para tratarse de un Cawdor, se propuso llevar la palabra y la redención del Emperador a la Colmena. Con el tiempo, se ha convencido de que el Emperador lo bendijo al no nacer entre los linajes governantes de la Casa, corrompidos por su trato con los infieles de otras Casas. Su destino sería mucho más elevado que el dictado por su nacimiento.

Con algunos amigos de infancia, partió de la Ciudad Colmena hacia donde creía que su misión era más necesaria, al Submundo. Allí ha emprendido una cruzada personal para llevar la luz del Emperador al mundo de pecado y limpiarlo de herejes y mutantes. Su misión sagrada (y la de sus allegados) le ha llevado a adoptar el nombre de "El Santificador": su misión es bendecir con la sagrada redención del Emperador a los habitantes del Submundo.

 

Elías el Santificador

Líder. 225 puntos.

Equipo: Pistola automática, bolter, espada sierra, granadas de fragmentación, cuchillo.

Inspirado por su misión divina, Elías es descrito como un hombre pío por los adictos a la Redención, y como un loco peligroso por el resto de habitantes del Submundo (a lo que sin duda contribuye la mirada vidriosa que permanentemente muestran sus ojos). No se trata de un individuo especialmente carismático o de verbo fluido, sino más bien de un individuo que transmite la pasión por su caso mediante sus actos antes que con sus palabras, y lo mismo espera de sus Profetas.

Verdugo "Mord" Mordechai

Pesado. 180 puntos.

Equipo: Ametralladora pesada, cuchillo.

Dentro de la jerarquía de los Profetas, Mord ocupa una posición especial. Individuo voluminoso y hosco, Elías le ha dado a Mord el título honorífico de "Verdugo" como premio a su indiscutible importancia (se trata del único de los Profetas con algunos conocimientos técnicos en lo que al manejo de las armas se refiere). Él es el que lleva a cabo todas las ejecuciones de herejes, ya sea quemándolos, colgándolos, ahogándolos, decapitándolos o cualquier otra forma que las perturbadas mentes de los Profetas conciban.

Yoseph

Pandillero. 70 puntos.

Equipo: Rifle automático, cuchillo.

Yoseph fue el primero en unirse a la pía idea de Elías cuando éste aún era un noble menor de la Casa Cawdor en la ciudad colmena. Amigo de la infancia del líder de la banda, Yoseph no obstante es de extracción humilde: su familia pertenecía a la clase proletaria de la casa. Devoto y taciturno, es el contrapunto al liderazgo pasional de Elías; donde éste es un volcán a punto de estallar constantemente, Yoseph actúa como su segundo al mando aconsejándolo y elaborando los planes de la banda.

"Zeke" Ezekiel

Pandillero. 75 puntos.

Equipo: Rifle láser, cuchillo.

Zeke es el amigo más íntimo de Mord. Y no podrían ser más distintos. Zeke es un tipo enclenque y feo; malhablado, soez y camorrista. No obstante, compensa su aspecto repulsivo con una crueldad y un sadismo desmesurados. Elías tolera el lenguaje vulgar y las fanfarronadas de Zeke por su increíble creatividad a la hora de descubrir nuevas formas de limpiar físicamente los pecados de los herejes del Submundo. Cada forma nueva más desagradable que todas las anteriores, para mayor desgracia de aquellos que caigan en las manos de los Profetas.

Jerome

Pandillero. 75 puntos.

Equipo: rifle láser, cuchillo.

Los Profetas son un conjunto de fanáticos redencionistas, pero Jerome va más allá. Para él, la Redención es la única y verdadera fe de la Humanidad, el único modo de venerar al Emperador; los infieles que no siguen la doctrina de la Redención sólo merecen la muerte. Esta forma de ver el mundo le llevó en el pasado al asesinato de varios sacerdotes de la Eclesiarquía a quienes consideraba "herejes". Perseguido por las autoridades de la Colmena, huyó al Submundo, donde Elías acogió su fervor con los brazos abiertos.

Solomon Grande

Pandillero. 75 puntos.

Equipo: Escopeta, munición matahombres, cuchillo.

Solomon es bastante particular incluso dentro del variopinto grupo que son los Profetas. No proviene de la Ciudad Colmena, sino que nació y ha vivido siempre dentro de los confines del Submundo, y no pertenece a la casa Cawdor, sino que sus padres pertenecían a los descastados que viven fuera de la Ciudad Colmena. Solomon era un traficante de obscura de poca monta que cayó en las manos de Elías, que según él le abrió los ojos. Arrepentido por su mala vida pasada, pidió a el Santificador poder limpiar sus pecados sirviendo a la causa de la Redención. Su ayuda ha resultado inestimable para los Profetas por el caudal de conocimientos del Submundo que aporta, así como por su ferocidad en combate y un cierto deje psicótico (algo muy apreciado por sus hermanos).

Abel el Puro

Pandillero. 70 puntos.

Equipo: Rifle automático, cuchillo.

Abel es lo más parecido a un guía espiritual que tienen los Profetas. Si Elías es la pasión, Yoseph la razón y Jerome el fervor, Abel es la fe. Actúa como consejero espiritual las pocas veces que la fe de alguno de sus compañeros flaquea, y es quien conduce las ceremonias religiosas de sus hermanos. No obstante, adolece de dos pequeños defectos: un gusto por la mortificación personal rayante en el masoquismo y la incapacidad de hablar sino es citando las Escrituras Imperiales.

Nikos Granos

Novato. 45 puntos.

Equipo: Pistola lanzallamas, cuchillo.

Nikos es el sobrino de Elías. Un joven cabezahueca hijo de la hermana mayor del Santificador, siempre había oído hablar de su tío con una mezcla de admiración e incomprensión. Al llegar a los quince años, tomó la decisión de seguir a su tío en su cruzada debido a una mezcla de espíritu aventurero, devoción y, por que negarlo, ganas de dejar atrás las normas del hogar paterno. Elías lo recibió de buena gana y lo aceptó en su banda, a pesar de las múltiples quejas de sus padres, las cuales ha ignorado totalmente.

Solomon Pequeño

Novato. 45 puntos.

Equipo: Pistola lanzallamas, cuchillo.

Solomon ni siquiera se llama así, pero ni él mismo recuerda ya su verdadero nombre. Como su homónimo dentro de la banda, nació y se crió en el Submundo. Huérfano, era un pequeño ratero adicto a la obscura cuando se topó con los Profetas. Iba a ser pasto de las llamas por su vida de pecado cuando Solomon Grande intervino a su favor: él iba a reconducirlo. Elías se lo dejó a su cargo y el pandillero ha hecho su trabajo; el adolescente ( llamado Solomon en honor a su padrino) es ahora un fanático redencionista. No obstante, el resto de Profetas siguen sin verlo con buenos ojos, y aún ha de demostrar que ha limpiado todos los pecados de su vida anterior.

 

Bueno, en breves tendré mi primera partida, posiblemente contra Escher o Van Saar. Ya contaré qué tal les ha ido a los Profetas.

¡Purgad al impuro!

La lucha es como un círculo, se puede empezar en cualquier punto, pero nunca termina.

Imagen de Patapalo
Patapalo
Desconectado
Poblador desde: 25/01/2009
Puntos: 196415

KonradCurze dijo:

Bueno, en breves tendré mi primera partida, posiblemente contra Escher o Van Saar. Ya contaré qué tal les ha ido a los Profetas.

Ya nos contarás qué tal, y si puede ser con alguna fotico, mejor que mejor. El trasfondo te lo has currado pero bien.

Parte de la sabiduría consiste en saber ignorar algunas cosas.

 OcioZero · Condiciones de uso