Miniaturas

Una espina en Tántalos

Imagen de Destripacuentos

Le llamamos Mente Enjambre porque necesitamos denominaciones para las cosas, porque así ciertos horrores parecen más asequibles. No obstante, no debemos olvidar que sólo es un nombre que hemos adjudicado a algo mucho más insondable y más terrible que una mente, a algo que guía a otro algo mucho más feroz e implacable que un simple enjambre.

Un océano de barro

Imagen de Destripacuentos

Después del naufragio narrado en “El planeta sin sol”, las Hidras de Hierro se atrincheran alrededor de los restos de su nave nodriza, preparando una base provisional desde la que partir en busca del misterioso capítulo de los Hermanos de la Máscara

 

El planeta sin sol

Imagen de Destripacuentos

El capítulo de las Hidras de Hierro deberá emprender una vía de purgación bajo la supervisión del Inquisidor Alectio Damnarus. Sólo tras el camino impuesto por su sabiduría será posible discernir la dimensión del legado pernicioso de su estirpe genética

 

Polvo de estrellas

Imagen de Destripacuentos

Sistema Alfa Arconti 37 contaminado. Pérdida de contacto con las ciudadelas 398/399. Bajas estimadas: 99.9%

Tambores de Guerra

Imagen de Destripacuentos

Los timbales son el corazón de los ejércitos: palpitan dando vida, enardecen las almas de los guerreros y sólo callan cuando la muerte se impone, en uno o en otro lado del campo de batalla

Paseando con el demonio

Imagen de Destripacuentos

Crónica de una misión de limpieza ejecutada por una escuadra de marines espaciales en un casco a la deriva cerca de Medusa V

El banquete

Imagen de Destripacuentos

Dicen que Arvaj se quedó sonado cuando los jabalíes de su carro le hicieron caer. Todo se debe a que, incluso para la mentalidad orca, es una locura ir a un banquete de ogros a desafiar a su líder

Distribuir contenido

 OcioZero · Condiciones de uso